loader

Tel :    914 503 268

por el 15 mayo, 2015
Publicado en Blog

Odontologia infantil.

Todos los estudios coinciden, la mejor forma de lidiar con enfermedades y problemas dentales es la prevención. Las visitas periódicas al dentista son esenciales para la detección precoz de cualquier síntoma. En Clínica Dental Higueras lo tenemos claro, la mejor forma de inculcar en nuestros hijos la higiene dental es cultivar su familiaridad con el dentista.

Y como todos sabemos, esto puede ser difícil. Son muchos los que de niños sufrían al ser llevados al dentista; ésta fobia perdura a veces hasta la edad adulta, y siempre comienza cuando somos pequeños. Esto no sólo dificulta el trabajo del dentista, sino que puede acabar provocando que los pacientes eviten las revisiones y los tratamientos, algo que inevitablemente termina en el agravamiento de lo que empieza como un pequeño problema.

Los dentistas han realizado en los últimos años un enorme esfuerzo por acercar su profesión a los más pequeños. En la Clínica Dental Higueras contamos con materiales adaptados para el entretenimiento de los más pequeños; sin embargo, nada de esto puede funcionar sin cierta predisposición del niño. La actitud cotidiana y relajada de la visita al dentista debe empezar a ser promovida en casa.

Por desgracia muchos pequeños se sienten intimidados al sentarse en la silla del dentista, con una luz fuerte apuntándoles al rostro y en una posición vulnerable. que acaba generando rechazo en los niños.

Como siempre, la forma de convertir las primeras visitas al dentista en algo meramente rutinario es la prevención. El uso de material adaptado como cepillos e hilo coloridos y dentífricos de sabores ayuda a involucrar a tu hijo en su higiene. Deja que sea él el que elija su favorito. También es importante ritualizar de alguna forma el cepillado; límpiate los dientes con él, para que aprenda el modo de hacerlo y el tiempo necesario, o convierte el cepillado en un requisito para obtener una recompensa, como leerle un cuento antes de dormir.

Cuando llegue la hora de ir al dentista, evita hacerlo a costa de ofrecer una dulce recompensa. Es mejor que te haya acompañado alguna vez al dentista, para familiarizarse con la sala de espera, el ambiente y la rutina de la clínica. Habla con nuestro especialista, seguro que está encantado de dejar que el pequeño se suba al sillón y juegue con los controles.

Convierte la novedad en algo excitante, que no le intimide. Es importante crear curiosidad ante la visita al dentista, para ello existen incontables cuentos para dormir que anticipan lo que ocurre allí. Deja que sea el especialista el que administre los pequeños premios, siempre relacionados con la higiene dental.

En la Clínica Dental Higueras, en Bravo Murillo 153, Cuatro Caminos, Madrid,estaremos encantados de hacernos cargo de la salud dental de tus pequeños. Te ofrecemos nuestra experiencia acumulada durante años y toda la paciencia de nuestro equipo

 

Etiquetas: , , , ,

Comparte:


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *